El Ayuntamiento de Manacor copia al de Palma, pero con retraso, ya que el de Palma obligó a los empresarios de la restauración a quitar las terrazas antes del 1 de octubre.

El Ayuntamiento de Manacor sigue los pasos del Ayuntamiento de Palma y, aunque con 17 días de retraso respecto a Palma, el Delegado de Servicios Generales, el podemita Carlos Jesús Grimalt, ha emitido un comunicado hoy que dice textualmente lo siguiente:

“La situación epidemiológica de la Covid-19 ha evolucionado favorablemente reduciendo la incidencia acumulada de contagios. Por este motivo el Gobierno de las Islas Baleares ha flexibilizado las medidas, entre las que se permite a los servicios de restauración de bares, cafeterías y restaurantes con una capacidad en su interior del 75 y del 100% en las terrazas de la capacidad máxima autorizada.

Para ayudar a los bares y restaurantes a paliar los efectos económicos negativos la pandemia general en el sector, el Ayuntamiento de Manacor decidió autorziar la ocupación de la vía pública destinada al tráfico o estacionamiento de vehículos inmediatamente adyacentes a las terrazas o fachadas los locales de restaurantes, bares o cafeterías para su ocupación provisional.

Esta autorización de carácter excepcional, provisional y temporal, se concedió en 2020 y ha sido prorrogada también el año 2021. Dada la mejora de la situación sanitaria y la flexibilización de las medidas, el consistorio ha decidido poner fin a estas autorizaciones.

En este sentido se comunica a los bares, restaurantes y cafeterías que actualmente disfrutan de esta autorización que disponen hasta el próximo 17 de octubre de 2021 para retirar las terrazas concedidas con este carácter provisional”.

Deja una respuesta