Agentes de la Policía Nacional en Manacor han procedido a la detención de cuatro menores como presuntos autores de dos delitos de robo con violencia y un delito leve de estafa. Los hechos investigados tuvieron lugar en la localidad de Porto Cristo, durante la madrugada del 23 de octubre y el 6 de noviembre respectivamente.

El primer robo

La primera víctima manifestó al interponer la denuncia que se encontraba en la zona de Es Carreró de Porto Cristo con unos amigos y al abandonar el lugar a las 05:00 de la madrugada y dirigirse al domicilio le abordaron un grupo de jóvenes en la playa de Porto Cristo esgrimiendo un cúter el cual le colocaron a 20cm del cuello mientras le manifestaba uno de ellos “DAME LA CARTERA Y EL TELÉFONO”.

El estado de pánico que generaron en la víctima hizo que esta les diese todas sus pertenencias entre las que se encontraban tarjetas bancarias y un teléfono móvil.

El segundo robo

La segunda víctima interpuso denuncia en Comisaría el 8 de noviembre en la que relataba cómo mientras se encontraba en un bar de la citada zona de fiesta de Porto Cristo a las 02:00 de la madrugada se le acercaron un grupo de jóvenes entre 15 y 24 años aproximadamente agarrándole uno de ellos del bolso y por medio de un tirón se lo sustrajeron para abandonar el lugar con rapidez.

Mientras corría para alejarse del lugar fue nuevamente abordado por el grupo de jóvenes, los cuales comenzaron a darle golpes por todo el cuerpo inclusive en la cabeza con palos que portaban, llegando a temer por su vida momento en el que le quitaron la sudadera que llevaba puesta. Tras la agresión tuvo que acudir a un centro hospitalario para ser atendido por las lesiones sufridas interponiendo después denuncia.

Mismo modus operandi e identificación de los presuntos autores

Tras recabar las denuncias, la Brigada de Policía Judicial de la Comisaría de la Policía Nacional en Manacor llevó a cabo un exhaustivo análisis, así como diversas gestiones, pudiendo determinar que la autoría se trataba en ambos casos del mismo grupo de jóvenes.

Tras tener conocimiento de ambos robos se llevaron a cabo varias gestiones de investigación en las que colaboró personal de otras unidades de la Comisaría como son los radiopatrullas “Zetas”, consiguiendo identificar a cuatro personas, logrando clarificar con exactitud la participación de los investigados en los robos.

Los presuntos autores fueron identificados de forma conjunta en varias ocasiones con anterioridad por los radiopatrullas en la localidad de Manacor, siéndoles intervenidas en dos ocasiones dos armas blancas, por lo que fueron propuestos para sanción administrativa por la tenencia de las mismas.

En vista de la gravedad de los hechos denunciados y la cercanía en el tiempo con la finalidad de localizar a los mismos y en previsión de que pudieran volver a cometer otro robo violento en la zona en la que sucedieron los hechos se llevó a cabo un dispositivo de vigilancia discreta sobre el lugar.

El mismo se llevó a cabo en la madrugada del domingo pasado, localizando en la misma zona de fiesta donde cometieron los robos a tres de los investigados, por lo que se procedió a su detención inmediata. En la mañana del lunes se llevó a cabo la detención de un cuarto joven.

Cargos fraudulentos con una de las tarjetas sustraídas

La primera de las víctimas, tras interponer la denuncia se personó nuevamente para ampliar la denuncia, indicando que con la tarjeta que le habían sustraído efectuaron compras en un comercio de Manacor, por lo que también se investiga un delito leve de estafa.

En vista de los hechos se procedió a la detención de cuatro menores como presuntos autores de dos robos con violencia y un delito leve de estafa.

En la actualidad la investigación sigue abierta para poder localizar a todos los integrantes del grupo de menores.

Los hechos fueron puestos en conocimiento de la Fiscalía de Menores.