• Javier Bonet: “Tenemos un alcalde que vulneró la presunción de inocencia, suspendiendo de empleo y sueldo a empleados públicos inocentes, desprestigiando a la Policía Local y calumniando al Partido Popular, por un caso que era una invención tras la que no había nada”.

El secretario general del Partido Popular de Palma, Javier Bonet, ha exigido al actual alcalde de Palma, José Hila, que pida disculpas públicas por su actuación durante la instrucción del ahora sobreseído ‘caso Cursach’ y que se persone en la causa ya abierta contra el fiscal y el juez instructor, Miguel Ángel Subirán y Manuel Penalva, para que sean ellos y no los ciudadanos a través de las arcas municipales los que asuman el coste de las defensas de los afectados. “Tenemos un alcalde que vulneró la presunción de inocencia, suspendiendo de empleo y sueldo a empleados públicos inocentes, desprestigiando a la Policía Local y calumniando al Partido Popular, por un caso que era una invención tras la que no había nada”, ha señalado Bonet, al tiempo que ha apuntado que “es el momento de reconocer que no estuvo a la altura como alcalde de Palma”.

Bonet ha recordado que Hila ofreció el 17 de octubre de 2016 una rueda de prensa, que ha calificado de “rueda de prensa de la infamia”, junto a la concejal Angélica Pastor, Antoni Noguera y Antònia Martín, en la que el alcalde vertió graves acusaciones contra el PP y contra funcionarios públicos dependientes del Ayuntamiento de Palma. Como es habitual en la izquierda, Hila vulneró totalmente la presunción de inocencia y ahora, seis años más tarde, se demuestra cómo no sólo hizo el ridículo, sino que traspasó todas las líneas rojas”, sostiene el secretario general. “Ahora que se ha confirmado que todo aquello no era más que un vil montaje, el alcalde debería pedir disculpas públicas y resarcir el daño causado”.

En este sentido, recuerda Bonet, “el absoluto calvario que han pasado personas inocentes, agentes o miembros del Partido Popular, a los que se trató de hundir profesional y personalmente, con acusaciones que solo perseguían hacer daño”.

Finalmente, el secretario general del Partido Popular en Palma ha anunciado que la dirección regional del PP en Balear esperará a tener la sentencia judicial en la mano para exigir responsabilidades políticas y estudiar adopción de todas las medidas legales oportunas.