Agentes de la Policía Nacional en Manacor han detenido a un hombre de origen ecuatoriano de 54 años como presunto autor de un delito de acoso contra la libertad de las personas y daños.

La investigación se inició como consecuencia de una denuncia interpuesta por una mujer por daños intencionados en tres vehículos que utilizaba, consistentes en pinchazos y válvulas rajadas de las ruedas que se iban repitiendo desde el verano del año pasado.

‘Modus operandi’ del agresor

La víctima pudo comprobar en las primeras ocasiones como la rueda tenía clavados dos tornillos de grandes dimensiones. Tras estos incidentes empezó a comprobar las ruedas cada vez que volvía a disponer del vehículo observando como delante colocaban dos tornillos de grandes dimensiones, lo que provocó que cambiaran el proceder, ya que empezaron a cortarle las válvulas de hinchado de las ruedas.

La víctima se encontró con situaciones similares y en diferentes lugares como centro de trabajo, domicilio personal o de familiares, lo que demostrada la intencionalidad de los daños.

En al menos 10 ocasiones le ha sido cortada la válvula de la rueda, a las cuales se suman los pinchazos y las múltiples ocasiones en las que han colocado clavos dispuestos en las ruedas para provocar su pinchazo, que ha ocurrido en al menos otras 10 ocasiones.

La mujer para evitar estas acciones usaba otros vehículos de familiares, cambiando las zonas de aparcamiento y rutinas, como el tener que aparcar lejos de su centro de trabajo, domicilio propio y de familiares o tomar vías alternativas para evitar ser seguida, pero se seguían produciendo los daños, sospechando de un antiguo trabajador que fue despedido.

El agresor es sorprendido

El trabajador fue sorprendido por un testigo en las inmediaciones de la casa de un familiar de la víctima. El hombre vigilaba un vehículo que usaba la víctima y en un momento dado miró para todos los lados agachándose como para atarse los cordones, situándose frente a la rueda sacándose del calcetín una herramienta con la que fracturó la válvula de la rueda, abandonando el lugar después de taparse el rostro.

Anteriormente el hombre también fue sorprendido en las inmediaciones del domicilio del familiar de la víctima donde estuvo aproximadamente una hora deambulando frente a los vehículos de éstos.

Agentes de la Comisaría de Manacor llevaron a cabo una investigación y el pasado miércoles procedieron a la detención del hombre como presunto autor de un delito de acoso contra la libertad de las personas y daños.

Deja una respuesta